No se a cuento de qué viene llamar “vacaciones” a dos días tiñosos, cuando cualquier puente como dios manda es igual (o más) generoso. Pero vacaciones son, y los cuatro gatos que quedamos en Madrid en breve saldremos de esta ciudad semidesierta. Un beso, cuidadín al volante y dejo esta foto tan bonita de este blog tan precioso:http://elsita.typepad.com/elsita/

noelia_copy.jpg