Muchas gracias a todas (es que la mayoría sois chicas!) por compartir nuestra alegría y alborozo con el tema maternity. La verdad es que como le dije hace años a I, lo mejor de estar embarazada tiene que ser ir con un vestido súper ajustado fardando de tripa seexy y demostrando abiertamente al mundo que has sido amada al menos una vez. Pero una vez sin querer e inocentemente se lo comenté a un papá cuyo hijo había sido concebido con reproducción asistida (pero no lo dije por nada, sino en general, que las embarazadas me parecían sexys por eso) y terminé llorando, así que conste que lo digo sin acritud.

También dije que cuando estuviera embarazada me leería el Ulises de Joyce, que no se porqué me parecía un libro muy para una larga espera, y tengo a mis amigas, que veo para mi sorpresa que me escuchan más de lo que me merezco, preguntando si ya me he animado con el libro de marras. Jeje. Estoy esperando a la noche de los libros, el 23, dentro de nada, que habrá descuentro en las librerías y me haré con una copia que me suena que en Tusquets la hay baratita. Vaya rollo os estoy echando. Y en realidad es para daros las gracias, espero no aburrir demasiado.

Bueno, me tengo que ir pitando. He pasado la mañana con Laura Gallego, que presenta en Ediciones Laberinto su nuevo libro Alas Negras, la esperada continuación de de Alas de Fuego, acompañandola en las entrevistas y la rueda, pero donde esa chica echa el resto (aparte de escribiendo), es rodeada de lectores. Pocas personas se entienden tan bien con los jóvenes lectores de literatura fantástica como ella, esta tarde ha sido la firma de ejemplares, brutal la cola, y ahora voy para la presentación pública, que va a ser apabullante seguro. Si os gusta el género seguro que la conocéis, y si no, preguntad a vuestros sobrinos preadolescentes, es una heroína de la narración. A ver si puedo sacar fotos para que veáis que no exagero.

Un abrazo muy fuerte de Tarta y media, gracias por visitar este blog de todo a cien, por vuestros comentarios y por vuestro cariño que hace primavera.